CUANDO UNA ONDINA SE ENAMORA DE UN HUMANO

Cuenta la leyenda que una vez hace muchos años, una Ondina se enamoró de un guapo caballero. Cuando se casaron, el caballero le dijo:

“Hasta el último aliento que salga de mi boca será ofrenda de mi amor y fidelidad a ti”.

Pronto, Ondina dio a luz un hijo. A partir de aquel momento, la ninfa empezó a envejecer, pero esto no la importó. Poco a poco su espectacular belleza desapareció, y el interés del guapo caballero por ella se desvaneció.

Un día, mientras Ondina regaba sus flores silvestres, se encontró a su marido dormido en los brazos de otra mujer, era muy joven y también muy hermosa. Entonces ella le señaló furiosa y le dijo las siguientes palabras:

“Tú me prometiste que hasta el último aliento que saliera de tu boca sería para mí, y yo acepté tu voto. Entonces que así sea. Todo el tiempo que permanezcas despierto tu aliento te pertenecerá, pero si alguna vez te duermes… tu aliento me pertenecerá y tú morirás”.

El humano no durmió durante días, semanas, pero al cumplirse el mes… no pudo más y cansado, torpe y ojeroso se acostó. Nunca más se levantó.

Asíque, moraleja: quien se enamore de una Ondina, más vale que no la engañe, porque su maldición es la muerte de los que traicionan sus promesas de amor.

#Historia de la mitología nórdica#

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: